Publicado: 2 de Abril de 2013 a las 19:18

La versatilidad de la cal a la hora de los acabados la sitúa en la cúspide de los mismos, pudiéndose realizar los más exquisitos estucos planchados a fuego, e imitaciones de mármoles preciosos, así como las más rústicas imitaciones de piedra labrada, los destonificados y personalizables frescos y esgrafiados Segovianos. Tanto para interior como para exterior cabe destacar, además de la capacidad de transpirar y su bajo nivel de radiación, cualidades tan apreciadas como la ausencia de juntas y el abanico de colores que permite unos acabados siempre originales y genuinos.